Crónica Murcia.

Crónica Murcia.

El Medio Ambiente extiende áreas de protección para aves en 233.705 hectáreas ante líneas eléctricas de alta tensión.

El Medio Ambiente extiende áreas de protección para aves en 233.705 hectáreas ante líneas eléctricas de alta tensión.

El Gobierno regional de Murcia ha anunciado una importante ampliación en las áreas de protección de aves, pasando del 35 al 55 por ciento de la superficie total regional. La medida busca proteger la biodiversidad y fauna frente a la electrocución en líneas de alta tensión.

MURCIA, 15 Abr.

La Consejería de Medio Ambiente, Universidades, Investigación y Mar Menor ha actualizado y ampliado el mapa de las áreas prioritarias de reproducción, alimentación, dispersión y concentración de especies de aves catalogadas como amenazadas en la región. Con esta ampliación de 233.705 hectáreas, se busca brindar mayor protección a las aves vulnerables.

Según lo publicado en el Boletín Oficial de la Región de Murcia (BORM), las nuevas áreas de protección incluirán medidas obligatorias para proteger a las aves contra la electrocución y voluntarias para evitar colisiones con líneas de alta tensión.

El consejero de Medio Ambiente, Universidades, Investigación y Mar Menor, Juan María Vázquez, destaca que esta ampliación supone un avance significativo en la protección de la avifauna, cubriendo un gran porcentaje de las electrocuciones registradas en las últimas décadas, especialmente en el caso del águila perdicera.

Las áreas prioritarias de reproducción, alimentación y concentración de aves en peligro serán reforzadas con medidas como aisladores rígidos y armado en bóveda de las torres, con el objetivo de reducir la incidencia de electrocuciones y colisiones en tendidos eléctricos.

El Gobierno regional ya ha implementado medidas técnicas desde 2008 para proteger a las aves de la colisión y electrocución en líneas de alta tensión, lo que incluye la instalación de dispositivos y transformadores específicos. Estas acciones se actualizan periódicamente para garantizar la seguridad de la avifauna en la región.