• domingo 5 de febrero del 2023
728 x 90

Felipe VI festeja los 75 años de la Escuela Militar de Paracaidismo con la bandera de España mucho más grande nunca desplegada

img

Desde su fundación, la Escuela formó a prácticamente 120.000 estudiantes que realizaron 1,5 millones de saltos

MURCIA, 24 Ene.

Su Majestad el Rey Felipe VI ha asistido este martes al acto de conmemoración del 75 aniversario de la creación de la Escuela Militar de Paracaidismo, del primer curso paracaidista y del lanzamiento inaugural paracaidista militar en España --que sucedió el 23 de enero de 1948--.

El acto, que tuvo sitio en la Escuela Militar 'Méndez Parada' (ESMILPAC) de Alcantarilla, ha contado con paracaidistas vestidos con uniformes históricos y la realización del salto con la bandera de España mucho más grande desplegada en vuelo en toda la historia, con una área de 1.350 m2 y 65 kilos de peso.

El Rey llegó a las 11.00 horas a la Base Aérea dentro de un helicóptero y, solamente arribar, ha saludado a las autoridades castrenses que le aguardaban. A continuación subió a un pódium preparado en la pista para recibir los honores que corresponden y, al final, pasó gaceta a las tropas acompañado por el jefe del Estado Mayor del Ejército del Aire y del Espacio, Javier Salto Martínez-Avial.

Acto seguido, Felipe VI se ha dirigido a la segunda línea de saludo, donde ha estrechado la mano de las autoridades civiles y religiosas, entre aquéllas que estaba el presidente del Gobierno murciano, Fernando López Miras; el encargado del Gobierno en la Región, José Vélez; el presidente de la Asamblea Regional, Alberto Castillo; el alcalde de Murcia, José Antonio Serrano; el primer edil de Alcantarilla, Joaquín Buendía; y el obispo de la Diócesis de Cartagena, José Manuel Lorca Proyectos.

Al terminar el saludo, el Rey ha asistido al homenaje a los caídos por España y, ahora, tomaron la palabra el teniente general Pedro José García Cifo, que es el paracaidista con mucho más trayectoria en activo; y el coronel Alberto José Lens Blanco, jefe de la Base Aérea de Alcantarilla y directivo de la Escuela Militar de Paracaidismo Méndez Parada.

Al terminar la alocución se ha realizado un desfile aéreo-terrestre y se ha procedido a un salto de exhibición de paracaidistas.

En preciso, han saltado primeramente seis instructores con paracaídas con campana pequeña que han descendido a alta velocidad y, ahora, dieron paso a un salto masivo de 114 paracaidistas, 2 de ellas mujeres --una agente de la Guardia Civil y otra integrante de la Patrulla Acrobática de Paracaidismo (PAPEA)--. Como curiosidad, ciertos saltadores se encontraba pertrechado con uniformes históricos.

Acto seguido, un paracaidista --el subteniente Vidal-- ha saltado con la bandera de España mucho más grande desplegada en vuelo en toda la historia y la tercera mucho más grande de todo el mundo.

Finalmente, el Rey se ha retirado con una pequeña delegación para hacerse una fotografía de conjunto, ha estrenado un monolito de homenaje y se ha retirado a un acto popular donde se ha realizado un brindis con vino.

Durante su alocución, el coronel Alberto José Lens Blanco ha procedido a la lectura del folleto oficial número 97, fechado el 19 de agosto de 1947, y por el que se creaba la Escuela Militar de Paracaidismo, situada ahora desde sus principios en el aeródromo de Alcantarilla.

Su misión, ha recordado, era la capacitación ética, física y técnica de los mandos y tropas de las entidades de zapadores paracaidistas. La Escuela empezó con 2 tutoriales cada un año --de 4 meses de duración-- para la capacitación de oficiales, suboficiales y tropa. El primero de estos tutoriales empezó el 15 de septiembre de 1947.

Al terminar, los estudiantes recibían el título de zapador paracaidista tras haber completado, cuando menos, seis saltos desde el avión, uno colectivo, así como ha recordado Lens.

Tras la intervención de Lens, se ha procedido a la distribución del obsequio al paracaidista distinguido por su dedicación y distribución, el subteniente Vicente López Cabrera, quien ha recibido la distinción de manos de García Cifo.

García Cifo tomó la palabra para agradecer, primeramente, su presencia al Rey en este "simbólico" acto. "Lo que semeja usual, de entrada, en aquella época no lo era tanto", según el teniente general, quien ha recordado que los primeros saltos se realizaban solo frente urgencias para socorrer la vida frente a un hecho en vuelo.

En 1946 se ha propuesto la creación de la primera unidad de paracaidismo de la historia, pero hacía falta el paso previo: la capacitación precisa. Una comisión se ocupó de buscar el emplazamiento de la escuela y sus pertenecientes tuvieron claro "desde el comienzo" que debía posicionarse en Murcia dada la amabilidad de su tiempo.

El primer curso fue el "relato de unos hombres que, con su entusiasmo, modificaron el rumbo de las Fuerzas Armadas españolas", según García Cifo, quien ha señalado que contaban con escasos medios. En enero de 1948 se causó el primer salto en paracaídas al cargo de "12 valientes en 2 tandas" que brincaron desde un Junkers 52. Un total de 165 estudiantes concluyeron ese primer curso y, desde entonces, el desarrollo de la Escuela fue "exponencial".

Desde entonces, la Escuela formó a prácticamente 120.000 estudiantes que realizaron 1,5 millones de saltos. Además, así como ha señalado el teniente general, la institución se convirtió en un "referente en todo el mundo", con la capacitación de estudiantes asimismo foráneos.

Tras destacar la tarea de todos y cada uno de los instructores que han formado una parte de la institución, García Cifo ha reconocido que a la Escuela le espera un futuro "agradable". Y es que, hoy en día, las entidades que se forman en la Escuela tienen la capacidad de complementarse en la acción de infantería, en fuerzas destacables o en despliegues aéreos, de cuando en cuando incorporadas en fuerzas de combate de la OTAN. Todos tienen en común "su arrojo y aptitud de combate", ha subrayado.

Más información

Felipe VI festeja los 75 años de la Escuela Militar de Paracaidismo con la bandera de España mucho más grande nunca desplegada