• sábado 10 de diciembre del 2022
728 x 90

La Audiencia asegura la exculpación de los agentes que intervinieron la riña que terminó un fallecido en Jumilla

img

MURCIA, 7 Jul.

La sección tercera de la Audiencia Provincial de Murcia ha podido confirmar el coche del juzgado de Primera Instancia y también Instrucción número 1 de Jumilla que archivó el trámite contra los tres policías locales y 2 agentes de la Guardia Civil que intervinieron en una riña ocurrida en el mencionado concejo en el mes de mayo de 2021, donde un joven resultó fallecido tras recibir múltiples puñaladas.

La Sala desecha el recurso interpuesto por la familia del fallecido, negando que concurran las situaciones que "justifiquen la imputación a los convocados agentes de un delito de homicidio imprudente por omisión y, consiguientemente, se abra contra ellos la etapa media del trámite penal", según detallaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de la Región de Murcia (TSJMU) en un aviso.

Entienden los jueces que los denunciados sostenían alguna situación de garante en relación a la seguridad de la víctima y de todas y cada una de las que participaban en el altercado, "pero, a la visión del contexto y la manera en que aquel se lleva a cabo, valorado a nivel indiciario, no hay patentizas de que el luctuoso resultado fuera previsible para los omitentes, ni tampoco de que no actuasen con la bastante diligencia suprimiendo una acción que, a nivel hipotético, lo hubiera eludido".

Y, tras la comprobar varias sentencias del Tribunal Supremo sobre los requisitos a fin de que proceda utilizar la cláusula omisiva al delito de homicidio imprudente, y utilizar la citada jurisprudencia al caso de hoy, afirman la resolución apelada.

"Las imágenes traslucen una actuación comprometida de todos y cada uno de los policías, que muchas veces forcejan con los atacantes con peligro para su integridad física, que por la velocidad, tensión y gravedad de los hechos, en especial la crueldad y persistente agresividad desplegada por aquéllos, no lograron regularse ni proponer un plan protectora y de protección conjunta por el hecho de que los atacantes actuaban desperdigadas y los policías hicieron lo único que podían llevar a cabo, dividirse para supervisarlos" y, al unísono, sigue diciendo la sentencia, resguardar a la chavala y al fallecido, "quien repetidamente desafía y entra en la reyerta, perjudicando todavía mucho más la complicadísima tarea de aquéllos, agravada por otra gente no identificadas que los increpan".

Desde el criterio desde este tribunal, insisten los jueces, "hicieron todo cuanto razonablemente se encontraba al alcance su mano en un ejercicio sensato de la autoridad de la que estaban ungidos y de la fuerza que podían desplegar".

Y, apoyándose en las imágenes grabadas, ponen de manifiesto que el fallecido "escapaba a la protección que los agentes, como primordial prioridad, le dispensaban". Concluyendo que la utilización de las armas podría haber sido, como afirman los agentes al ponerse en contra al recurso, "desproporcionado y riesgoso, singularmente en el momento en que jamás vieron un arma a cargo de ninguno de los contricantes y en el sitio había un número alto de personas no en todos los casos en actitud accesible".

Contra esta resolución no cabe recurso, conforme han señalado exactamente las mismas fuentes.

El mencionado juzgado de Jumilla sostiene abierto un trámite por un presunto delito de asesinato contra un hombre y sus progenitores. Los tres continúan en prisión provisional, investigados por las lesiones de arma blanca que recibió la víctima. Además, en la fiscalía de Menores se prosigue un expediente de reforma contra una cuarta persona, un menor, por su viable participación en los hechos.

Más información

La Audiencia asegura la exculpación de los agentes que intervinieron la riña que terminó un fallecido en Jumilla