• viernes 3 de febrero del 2023
728 x 90

La hija de la asesinada ratifica que su padre maltrataba a su madre de manera "incesante"

img

La pareja a la que el acusado recurrió tras el delito asegura que el sujeto les confesó que había matado a su mujer

MURCIA, 13 Dic.

La hija de la mujer asesinada de un tiro en el pecho en el mes de agosto de 2020 en Águilas (Murcia), ha ratificado que su padre --acusado del delito--, era "receloso, tóxico" y maltrataba a su madre "física y psicológicamente" de manera "incesante y a lo largo de varios años".

Así lo hizo comprender la hija del matrimonio a lo largo de su comparecencia en calidad de testigo en la segunda sesión del juicio que se lleva a cabo en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Murcia.

La testigo, que era individuo que aún no ha alcanzado la edad adulta en el instante del delito, ha comparecido separada por un biombo del acusado. Durante su intervención ha reconocido que la relación entre sus progenitores "no era nada buena" puesto que su progenitor "maltrataba a su madre" sistemáticamente.

"Ella, que fué padre y madre en todo instante, soportaba por sus hijos", según la testigo, quien ha recordado que la víctima era una mujer que se encontraba "fallecida en vida pues el castigo físico y psicológico era incesante". Además, explicó que había "infidelidades permanentes" por la parte de su progenitor y su madre siempre y en todo momento le disculpaba.

Ha defendido que la asesinada era una mujer "trabajadora" y el acusado "no era, en verdad, ni un padre, por el hecho de que era tal y como si no estuviera". "Él era receloso, tóxico, y siempre y en todo momento habían discusiones en el hogar, siempre y en todo momento se encontraba maltratándonos", ha insistido.

En este sentido, ha considerado que eran situaciones que "se quedaban en el hogar" y ignora si los vecinos o el ambiente conocía la situación de castigo. "Imagino que lo escucharían, pero no se entrometerían en temas familiares", ha deducido.

El día del delito, ha señalado que su padre le incitó a ella y a su hermano a proceder a la playa. Sobre las 20.00 horas, recibió una llamada de su progenitor preguntando dónde estaban. "Le dije que estábamos a unos 5 minutos de casa; le pregunté si pasaba algo y me respondió que no sucedía nada", según la testigo, que percibió que su padre se encontraba "habitual".

Instantes después, vio a su padre manejando el vehículo de su madre, él puso "cara de susto y aceleró". "En el momento en que ascendemos a casa, vi a mi madre recostada y tapada con una sábana blanca", ha señalado la hija, a quien le extrañó que su progenitora estuviese durmiendo por el hecho de que a esa hora había de estar haciendo un trabajo.

Llegados a este punto del juicio, la testigo ha roto a plañir y la jueza le ha sugerido que se tomara su tiempo para declarar. "Mi madre se encontraba fallecida", ha señalado la testigo, quien llamó a urgencias y efectuó varias llamadas por el hecho de que se encontraba nerviosísima. Asimismo, trató de separar a su hermano a fin de que no viese la imagen.

Ella llamó a su padre y le mencionó que "jamás iba a perdonar" lo que les había hecho. "Él me colgó y jamás mucho más hemos vuelto a charlar", ha aseverado.

Ha asegurado que su madre "tenía temor" de su padre, hasta el punto de que, en el momento en que el acusado salió de la prisión en 2020 --donde cumplió condena por un delito de tráfico de drogas--, ella solicitaba a su hijo que se quedara a reposar con ella por el hecho de que temía que le hiciese daño. Además, ha ratificado que su madre tenía intención de separarse de su padre, y él era siendo consciente de ello.

En este sentido, ella piensa que su padre "no está arrepentido" del delito. De hecho, explicó que en Águilas se rumorea que un hombre que estuvo en prisión con su progenitor ha comunicado que el acusado volvería a cometer el delito.

A este respecto, ha reconocido que su padre fumaba un canuto de hachís para reposar y, en verdad, se dedicaba al tráfico de drogas "a espaldas" de la familia. Si embargo, ella apreció el día del delito que la voz de él era "habitual" a lo largo de la charla telefónica que sostuvieron.

También ha comparecido en calidad de testigo una vecina del matrimonio y ex- pareja de un compañero de trabajo del acusado. La noche donde todo ocurrió, ha recordado que los dos estaban en Calabardina en el momento en que han recibido la llamada del procesado, que se encontraba "nerviosísimo".

Se hallaron en una vivienda de campo donde el acusado les confesó que había matado a su mujer, pero no les mencionó que fuera un incidente ni se arrepintió. "Llegó sudando en el momento en que, a lo destacado, había pasado una hora o 2" desde la llamada, según la testigo, que vio al sujeto con los ojos "desencajados y atacado vivo".

A su juicio, el acusado no se encontraba bajo el efecto de ningún género de sustancia en ese instante. En ese acercamiento, el sujeto les contó su intención de escapar a Marruecos y les mencionó que no deseaba entregarse a la Policía, instante en el que ella y su ex- pareja asistieron a la Guardia Civil.

Cabe rememorar que el procesado atribuyó la posesión del arma, exactamente, a la ex- pareja de esta testigo. A este respecto, ella ha negado que su entonces novio se deshiciera de las armas esa noche, por el hecho de que ella le acompañó "en todo instante".

A continuación, asimismo ha comparecido en calidad de testigo el hombre al que el acusado asigna la posesión de la escopeta. Ambos se conocían ya hace 20 años y, en verdad, los dos fueron compañeros de celda en 2020.

A cuestiones del Fiscal, ha reconocido que la relación del acusado y la víctima era "aciaga" y arrastraban inconvenientes desde el momento en que el encausado estuvo en prisión. Asimismo, ha reconocido que el acusado había contado "a todo el vecindario" que tenía intención de matar a su mujer.

No obstante, el testigo ha negado tajantemente que él le diese una escopeta al procesado. "Nunca le di un arma", ha asegurado. A su juicio, el acusado le ha atribuido esa responsabilida pues fue exactamente él quien le entregó a la Guardia Civil.

De hecho, ha señalado que él jamás tuvo armas. "No sé de dónde sacó la escopeta", ha zanjado el testigo, que ignora qué logró el acusado con la escopeta tras cometer el delito.

El día de los hechos, sobre las 18.00 horas, el acusado le llamó y lo vio inquieto. "Me mencionó que se encontraba muy mal, que se había peleado y que su mujer le había puesto fecha a fin de que se fuera de la vivienda", según el testigo, quien aconsejó en ese instante al acusado que tuviese "tranquilidad".

La siguiente vez que le vio fue sobre las 20.30 o 21.00 horas, en el momento en que el acusado del delito llegó a su casa de campo "sudado y inquieto, desquiciado perdido" diciendo que "había matado a su mujer de un tiro". "Tuve temor de él, bajé al pueblo y, en relación vi al teniente de la Guardia Civil, le dije lo que había pasado", ha recordado.

Ha señalado que el procesado se encontraba "en su juicio" en el momento en que asistió a su casa de campo. "No deseaba entregarse, su intención era escapar y me solicitó que le ocultara un par de días o tres", según el testigo, quien acordó con la Guardia Civil la distribución del sujeto.

Por otro lado, ha asegurado que no vió al acusado tomar alcohol o consumir hachís "en la vida" por el hecho de que "es musulmán". "Si en este momento significa eso a fin de que le quiten años, que se olvide", ha zanjado.

Ha proclamado otro vecino del matrimonio en calidad de testigo, señalando que ella tenía todo dispuesto para huír un día o 2 antes del delito con sus hijos. "No le dio tiempo", ha lamentado este hombre, quien explicó que la víctima le confesó que no deseaba "mucho más tundas".

Asimismo, ha señalado que vio al acusado unos días antes del delito bajando hacia la cochera con una escopeta cubierta en una sábana o toalla. "Sabía que era una escopeta por la manera de cogerla", ha aseverado.

El día de los hechos, el testigo estaba en su casa y escuchó una enorme explosión, de manera que llegó a dudar que podía ser un tiro. "Me hallé con él tras el delito y me saludó tal y como si nada, con frialdad", ha señalado.

Más información

La hija de la asesinada ratifica que su padre maltrataba a su madre de manera "incesante"