• domingo 5 de febrero del 2023
728 x 90

La Región deja de recibir una media de 650 millones cada un año en la última década por el sistema de financiación

img

Un informe apunta que el 80% del aumento de la deuda regional es consecuencia directa del sistema de financiación

MURCIA, 25 Jul.

Un nuevo estudio sobre el encontronazo de la infrafinanciación concluye que la Región de Murcia dejó de recibir una media de 650 millones de euros cada un año a lo largo de los últimos diez años debido al sistema de financiación autonómica, según detallaron fuentes del Gobierno murciano en un aviso.

Este informe, elaborado por Bnfix Pitch, asesora que dirige Valentín Pich, presidente del Consejo General de Economistas, asigna al sistema de financiación autonómica el 80 por ciento del aumento de la deuda regional en la última década.

El archivo examina específicamente la evolución de las comunidades uniprovinciales, salvo Madrid, gracias a las peculiaridades de esta red social. Así, y tras cotejar la financiación que recibieron la Región de Murcia, Asturias, Cantabria y La Rioja, el estudio concluye que la Región de Murcia dejó de recibir una media de 650 millones de euros cada un año a lo largo de los últimos diez años.

En ese periodo de tiempo de tiempo, por consiguiente, la deuda de la Región de Murcia se incrementó en cerca de 6.500 millones de euros como resultado directa del sistema de financiación autonómica.

Este informe se aúna a otros tres trabajos que, aplicando distintas metodologías, concluyen que la relación entre la infrafinanciación y el incremento de la deuda regional se puede fijar en una horquilla que iría de un mínimo del 60 por ciento hasta un 90 por ciento.

El asesor de Economía, Hacienda y Administración Digital, Luis Alberto Marín, ha subrayado que estas cantidades "afirman lo que pudimos ver ahora en otros reportes y que de todos modos todos entendemos desde hace un tiempo, introduciendo a nuestra ministra de Hacienda, y sucede que el sistema de financiación autonómica piensa un lastre para la Región de Murcia y sostiene un desequilibrio territorial que es completamente insostenible".

Uno de esos reportes es el del economista Ángel de la Fuente para la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), que apunta que desde el año 2013 la Región de Murcia fué siempre y en todo momento la segunda red social con menor financiación por habitante tras la vecina Valencia, si bien en el año 2020 Murcia pasó a ser ahora la red social peor sustentada económicamente.

En ese año, específicamente, la financiación en la Región se situó en 2.346 euros por habitante, lejos de los 2.542 euros por habitante de la media nacional y de los 3.001 euros por habitante de Cantabria, la red social mejor sustentada económicamente. De acuerdo a las cantidades de este informe, el porcentaje de la deuda atribuible directamente a esta falta de financiación se ubicaría en torno al 91 por ciento.

Otro de los estudios, elaborado esta vez por la Comunidad desde los datos de Analistas Financieros Internacionales y de la Intervención General del Estado y empleando una metodología de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef), fija ese porcentaje en el 88,54 por ciento.

Un cuarto trabajo, efectuado por el catedrático de Teoría Económica de la Universidad de Valencia y secretario de Estado de Hacienda entre 1991 y 1993, Antoni Zabalza, ofrece que a fin de que la Región de Murcia y Valencia logren salir nuevamente a los mercados financieros se debería condonar, respectivamente, el 60 y el 64 por ciento de sus deudas recientes.

"A esta altura, la relación entre la infrafinanciación y la deuda regional es completamente incuestionable", según el asesor. "No obstante, llevamos ahora mucho más de seis meses sin entender nada de la reforma del sistema de financiación que el Gobierno central se comprometió a emprender", ha aseverado.

"Contamos claro que esa reforma no se marcha a generar, y de ahí que es urgente que cuando menos se articule un fondo de compensación transitorio y que se ponga en marcha un plan de saneamiento y reestructuración de esa deuda injusta que deje asegurar los servicios públicos de calidad que merece el millón y medio de pobladores de nuestra Región", ha apostillado.

Más información

La Región deja de recibir una media de 650 millones cada un año en la última década por el sistema de financiación