Crónica Murcia.

Crónica Murcia.

Incautados más de 100.000 productos falsos en una vivienda y una nave industrial de Murcia.

Incautados más de 100.000 productos falsos en una vivienda y una nave industrial de Murcia.

La Guardia Civil ha llevado a cabo una exitosa operación en la ciudad de Murcia, donde se ha intervenido un total de 108.000 artículos supuestamente falsificados, valorados en 500.000 euros, en una vivienda y una nave industrial. Además, se han investigado a tres personas por su presunta participación en un delito contra la propiedad industrial. Estas incautaciones se llevaron a cabo como parte de la operación "Encendidos II", que comenzó después de que el Instituto Armado comenzara una investigación para perseguir la comercialización ilícita de productos falsificados.

Los especialistas del Servicio Fiscal inspeccionaron varias áreas en mayo, lo que les permitió conocer la existencia de una vivienda utilizada como almacén y una nave sin rotular donde se sospechaba que se almacenaban productos falsificados. Estas inspecciones dieron lugar a la ejecución de una orden judicial para registrar ambos inmuebles. En el piso usado como almacén, los agentes encontraron cerca de 3000 mecheros de una marca comercial conocida y otros 62.000 artículos, como juguetes, pilas y prendas textiles que eran falsificaciones de marcas originales. El propietario de este inmueble resultó investigado como autor de un delito contra la propiedad industrial. En la otra nave, siteada en Murcia, la Guardia Civil localizó 5.000 mecheros y 39.000 artículos falsificados, y resultaron investigadas dos personas por delitos contra la propiedad industrial.

Los examinadores de estas mercancías determinaron que todos eran copias o réplicas que engañaban a los consumidores y que, si se vendieran, podrían causar graves perjuicios económicos a los legítimos intereses de los titulares de las marcas, calculados en alrededor de 500.000 euros. A diferencia de la primera fase, en la que los artículos fueron encontrados en tiendas minoristas, los bienes falsificados fueron encontrados en lugares separados y sin vínculos aparentes con estas tiendas como una posible manera de evitar su detección en una inspección.

El éxito de la operación continuará protegiendo a los comerciantes y fabricantes comprometidos con la legalidad, y se ha librado del mercado un total de 110.000 unidades falsificadas durante toda la operación. El juzgado de Instrucción de Murcia investigará las diligencias y efectos incautados, así como las tres personas imputadas en este delito contra la propiedad industrial.