Crónica Murcia.

Crónica Murcia.

Confederación Hidrográfica del Segura autoriza el desembalse de 126 hm3 hasta fin de año.

Confederación Hidrográfica del Segura autoriza el desembalse de 126 hm3 hasta fin de año.

La sequía extraordinaria en las Unidades Territoriales III y IV ha llevado a la Confederación Hidrográfica del Segura a declarar una situación excepcional, liderada por el presidente Mario Urrea. La propuesta inicial discutida por la Comisión de Desembalse busca un desembalse de hasta 126 hm3 para el resto del año hidrológico 2023-2024, con el objetivo de garantizar reservas suficientes para el sistema cuenca.

Esta decisión se deriva de la escasez de lluvias que se ha experimentado desde el año hidrológico anterior y que ha continuado en el presente, a pesar de algunas precipitaciones en abril y mayo que aliviaron mínimamente los embalses. En cumplimiento del Plan especial de Sequía (PES), se ha constatado que la unidad territorial UTE I ha abandonado la situación excepcional por sequía extraordinaria, pero se mantendrán las reducciones vigentes en los derechos concesionales de aprovechamientos de aguas en la zona.

Para garantizar el cumplimiento de las cantidades de agua destinadas al regadío, la CHS intensificará el control de los aprovechamientos a través del Sistema Integrado de Control de Aprovechamientos (SICA). Se verificará el respeto a las restricciones de caudales derivados en tomas, limitando computo semanal, diario y horario. Las medidas serán revisadas si no se alcanzan los objetivos, pudiendo llegar a restricciones del 35% para el regadío tradicional y 49% para el no tradicional.

En otro orden de ideas, la CHS ha declarado la sequía extraordinaria en las Unidades Territoriales III y IV, correspondientes a la margen derecha e izquierda del río Segura. Esta decisión se basa en la prolongada sequía en estas áreas, según los indicadores quincenales de sequía del Organismo de Cuenca. La UTE IV experimentará una reducción anual del 12,5% en los derechos de aprovechamiento de aguas, mientras que en la UTE III no se contemplan medidas específicas por falta de fuentes explotadas actualmente.

Está previsto llevar a cabo reuniones de seguimiento con los usuarios para informar sobre el cumplimiento de las medidas y, en su caso, sobre nuevas acciones a implementar para alcanzar los objetivos propuestos. La prioridad es garantizar un reparto equitativo de los recursos disponibles y preservar un mínimo de existencias hasta el próximo año hidrológico.