Crónica Murcia.

Crónica Murcia.

Más de 100.000 productos confiscados por violar normas de etiquetado en alimentos y productos de higiene

Más de 100.000 productos confiscados por violar normas de etiquetado en alimentos y productos de higiene

Agentes de la Guardia Civil de la Región de Murcia, en colaboración con la Consejería de Economía, Hacienda y Empresa de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia (CARM), han llevado a cabo un operativo de control de productos que ha resultado en la inmovilización de más de 100.000 artículos de alimentación e higiene que no cumplían con la normativa de etiquetado en español.

Las inspecciones realizadas por la Guardia Civil permitieron descubrir numerosos productos sin etiquetas en castellano en los almacenes y tiendas de una conocida cadena de supermercados de la Región. Estas irregularidades fueron informadas al Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de la Guardia Civil y a la Inspección de Consumo de la Comunidad, quienes coordinaron una operación conjunta en varias localidades de la Región de Murcia.

Tal y como establece el Real Decreto 1334/1999 y el Reglamento UE 1169/2011, el etiquetado en español es obligatorio para los productos que se comercialicen en España. La Guardia Civil ha propuesto sanciones a la empresa dueña de la cadena de supermercados, las cuales han sido enviadas a la Inspección de Consumo de la Región de Murcia.

El incumplimiento de esta normativa puede representar un riesgo para los consumidores, ya que deben tener la capacidad de conocer claramente el contenido de los productos que adquieren para evitar problemas de salud. Los más de 100.000 productos inmovilizados no suponen un riesgo para la salud y han quedado almacenados de forma cautelar en los establecimientos a disposición de la Inspección de Consumo.

El director general de Consumo, Alberto Sánchez, recuerda la responsabilidad de los establecimientos en la Región de Murcia de garantizar que los productos estén correctamente etiquetados en español. Además, los consumidores que detecten productos sin etiquetado adecuado deben informar a la Inspección de Consumo.

La Dirección General de Consumo ha habilitado un correo electrónico ([email protected]) para recibir notificaciones y denuncias relacionadas con el etiquetado inadecuado de productos.